jueves, 28 de julio de 2011

678 - 26-07-11 (1 de 4)

miércoles, 17 de septiembre de 2008

UN DIALOGO QUE NO ES

UN DIALOGO QUE NO ES
Días pasados, en una nota publicada por Puntal, el Diputado Cantero hizo referencia a ciertos acuerdos que habían surgido de una reunión entre el bloque que él integra y representantes de un importante sector agrario, más precisamente la Mesa de Enlace. Al otro día nomás, como si lo hubiera estado esperando, el verborrágico dirigente de CRA, Néstor Roulet -quien suponemos también habrá participado de esa reunión- salió a desmentir enfáticamente los dichos del diputado. La cuestión no asumiría otro carácter que el de simple anécdota si no fuera porque todos los días leemos, vemos o escuchamos cosas como esta, y no sólo protagonizadas por personajes de muy escasa importancia, como en este caso, sino provenientes de personas que tienen un alto grado de representación política, social o empresaria.
¿Y si los encuentros entre los dirigentes del Agro y del Gobierno se empiezan a hacer en una casa de cristal o plástico transparente, o llena de cámaras y micrófonos como la de Gran Hermano o ante una mesa sobre un ring en el Luna Park, rodeado de tribunas con acceso libre y gratuito para todo público? Qué bueno sería ver y oír lo que se gesticula y se dice en esas reuniones. Así ambos bandos no nos confundirían al salir contando cada uno una reunión distinta. Es cierto que no hay posibilidad de que la misma obra produzca en todos los actores igual consecuencia anímica o igual comentario: Basta oír lo que dice cada quien a la salida de una reunión de consorcio, cooperadora o club de barrio. Pero al menos éstos no se andan a los besos, o en todo caso no es ese besuqueo incoherente, de tahúres habituados a militancia crispada, a relaciones de negocios. Nada de amateurismo romántico: solo praxis política y objetivos económicos.
Entonces, ¿Para qué se besuquean las mejillas y se palmotean la espalda como si los hubiera dirigido Francis Coppola en una película sobre la mafia? Sería mucho mejor sin besos. El beso es algo muy sensible como para malgastarlo al cohete. Y también sería mejor que pusieran una buena cara: real, franca, de culo. La misma que ponen cuando salen. Y que al sentarse no adopten poses de defensores de la patria, porque lo que representan es al Estado y a los negocios, y lo que está en disputa son cajas multimillonarias.
No hagan la farsa de que todo es para el bien del brotecito del cereal o de la patria, o en favor del campesinito que se levanta al alba. Con qué ligereza se habla de diálogo. Ese no es diálogo. Es intercambio de recelos y de desconfianzas. De ideologías. Aquí por lo que pelea es por una tajada de la torta que es de todos: nuestra.
Dejen de decir que se sientan a dialogar. Asuman que solo negocian y pulsean. Y definan de una vez sus fuerzas y acepten el resultado. Saber perder honra hasta al rival más desgraciado.
Pero no caigamos en el error de creer que los ruralistas son la mitad y el Estado la otra. Si fuera así ¿para qué se vota? El Estado es mucho más que La Rural, que las ruralcitas y que los diputados y ministros, por más súper que sean.
El litigio es por una partecita de lo que produce el ubérrimo suelo argentino, suelo alambrado indiscriminadamente por la confusa historia que designó a sus propietarios. Así estamos. Un yuyo llamado soja nos puso en evidencia.

por: Fundacion (fpucara@yahoo.com.ar)

gracias por el aporte.

Sin el campo

Sin el campo no tendríamos asado ni mamaderas. Sin la soja y el trigo no tendríamos tantas reservas en el Banco Central ni tantos alimentos. Tampoco existiría la Sociedad Rural ni, como contrapartida, la Unión Industrial. Ni siquiera tendríamos ranchos, y ni hablar del mate y el vino. Jaureche no hubiera escrito “El medio pelo en la sociedad argentina” ni Echeverría “El matadero”, José Hernandez el “Martín Fierro” y Guiraldes “Don Segundo Sombra”. Tampoco Borges hubiera escrito “La cautiva” ni Sábato “Sobre héroes y tumbas” y Roberto Arlt, Marechal y Cortázar no hubieran sido los escritores de la ciudad, y así los argentinos nos habríamos quedado sin saber qué es el campo y cuáles son sus bienes y sus males. No habría tanta historia económica de fortunas agrarias, ni largos apellidos de antigua prosapia.
Sin el “campo” no sabríamos de estancias tan grandes que el viento no alcanza a soplarlas por completo, ni de peones tan pobres que ni apellido tienen. Sin el “campo” no habría tantas vacas y gracias a ellas ¡Y a Dios! tenemos asado y gracias al asado tenemos proteínas buenas y colesterol malo. Y gracias también al asado –o en el peor de los casos a la carne- las argentinas disimulan su ignorancia culinaria con un bife vuelta y vuelta. Sin el “campo”, por fin, no habría tantas carnicerías, verdulerías, panaderías o supermercados…aunque sin éstos nadie sabe dónde se metería el “campo” todas las vacas y el cereal que produce, del mismo modo que nadie sabe cómo haría el “campo” para producir lo que produce sin los tractores y cosechadoras que se producen con materias primas que el ”campo” no produce.
Sin el (lock out del) “campo” no nos hubiéramos enterado de que existen “pequeños productores”, que apenas explotan o arriendan 200 o 300 hectáreas y que, según la zona en donde se hallen, tienen apenas una renta de entre 17000 y 35000 pesos mensuales.
Pero entonces, ¿Cómo deberíamos llamar a los pequeños, diminutos, imperceptibles ciudadanos que ni siquiera tienen un terrenito, y que sobreviven con un sueldo de 800 o a lo sumo 1500 pesos por mes? No jodamos: Un pequeño elefante no deja de pertenecer e la especie de los elefantes y por la tanto bastante o mucho más grande que la mayoría de los animales. Nadie dice que un pobre es pequeño. Es pobre o no es pobre. No está de más aclararlo. Todos somos peces, pero algunos son tiburones y otros somos mojarritas.

por: Fundacion (fpucara@yahoo.com.ar)

gracias por el aporte.

jueves, 24 de julio de 2008

Hacia una nueva concepción Educativa

Hacia una nueva concepción Educativa

Tomando el ejemplo que Bourdieu propone sobre el "juego", en el que los jugadores, una vez que han interiorizado sus reglas, actúan conforme a ellas sin reflexionar sobre las mismas ni cuestionárselas. De alguna forma, se ponen al servicio del propio juego en sí.
Esa interiorización y automatismo de las reglas de juego, que son las que determinan la capacidad de acción de los jugadores, se corresponden con ese "cuerpo socializado", con el habitus generado en los diversos campos sociales.
El propósito final de la sociología de Pierre Bourdieu sería la deducción de las reglas del juego partiendo de las acciones observables de los jugadores. El sociólogo tendría primero que determinar que tras ciertas acciones se esconde algún tipo de juego; tendría que establecer quiénes son los que están jugando; cuál es el espacio en el que se desarrolla ese posible juego (campo) y, una vez establecidas todas estas cosas, deducir de las acciones qué tipo de juego es el que practican. El juego es el conjunto de todo: acciones posibles, reglas, jugadores, beneficios que obtienen, estrategias para conseguirlos, terreno, etc.
En el campo de la educación, el habitus en los actores sociales juega un rol fundamental, debido a que este habitus forma parte de la concreciòn de un proceso de construcciòn en un detrminado lapso de tiempo. Este juego que presta a la reflexion no puede ser desarrollado en un contexto aulico ostil, no solo por el desarrollo de los alumnos con problemas de conducta y aprendizaje, sino porque el planteo organizativo, el espacio y los recursos materiales del aula son limitados, en el caso de música son escasos o no existen, el alumno se familiariza con el espacio aulico por repetición, artazgo, obligación, con una superpoblacion de educandos.
A menudo y como dice Philip Jackson, “es en las aulas donde los alumnos gozan de una considerable libertad para desplazarse durante el trabajo individual y en los periodos de estudio, el propio profesor se convierte a menudo en centro de pequeños grupos de alumnos que aguardan”, en aulas diseñadas con un concepto que se aleja radicalmente de la construcción del conocimiento, que las teorías pedagogicas pregonan.
Los sujetos en el aula no se sociabilizan sino que se individualizan en grupo, tiende al éxito aulico aquel alumno que aprende a evadir el contacto directo, tanto con el profesor como con los compañeros y para sitar de nuevo a Jackson “es comun encontrar en el aula de los primeros grados a chicos sentados frente a frente en torno a una mesa y al mismo tiempo se les exije que no se comuniquen entre si, estos pequeños deberan aprender a estar solos en el seno de una masa si pretenden triunfar”, se debe destacar que a partir del quinto grado las aulas van sufriendo pequeñas modificaciones, los niños van siendo de a poco orientados hacia el pizzarron, desaparecen los bancos compartidos, y se van marcando las tendencias individualistas, y ya en el secundario los bancos estan todos perfectamente organizados hacia la autoridad.
Sin profundizar mas en este tema se puede idealizar una realidad alternativa, cambiando desde la raíz al problema real de la educación, esta educación que fue propuesta por la sociedad industrial , ávida de mano de obra, de personas que se dedicaran a formar parte de un tremendo engranaje de una aun mas tremenda maquinaria que nos lleva al eterno condicionamiento. La educación es impartida por escuelas que tienen la responsabilidad de mantener al sistema educativo “exitoso” para la sociedad que lo mantiene. Quiza puede elucubrarse una escuela distinta, pensada desde las bases de un conocimiento nuevo que se nutra de las teorias emergentes de la misma sociedad que la contiene, esta escuela estaría a merced de la misma sociedad. En el caso puntual de música, como pilar generador de una escuela distinta, ella no puede ser individualista, la música no es individual, los individuos utilizan la música para comunicarse entre si, para sociabilizar, para unir, las sociedades se divierten, se relacionan, pero tambien pueden crecer con la música, pueden tener estándares mas grandes de percepción. Para que tengan éxito todas las teorias pedagogicas, necesariamente el sistema debe mutar, la educación debe ser planteada como una integral búsqueda del crecimiento interior y como un puente de manifestación de ese interior hacia la sociedad que reclama el cambio y crecimiento constante. Esta mutación no sera posible si antes no se destruye el concepto basico del porque existe la escuela, concepto industrial, y se plantea una escuela social real, regional, y a partir de ahí la sociedad toda a través de los docentes, lograrian una educación que llene las expectativas que esta sociedad tiene realmente en el plano de el todo y no solo de unos pocos necios que solo quieren mantenerce arriba de la pirámide social.

domingo, 30 de marzo de 2008

Termino de leer OPERACION MASACRE, de Rodolfo Walsh y realmente se merece de mi parte un comentario... que hubiera pasado si los yankis hubieran matado a truman capote... pues bien... por pensar distinto, por mostrar la verdad, algunos argentinos¿? (no se si se merecen llarse asi personas nefastas que plagan nuestra historia) digo, algunos argentinos deciden acesinar a uno de los escritores argentinos mas frescos que eh leido y creanme, leo aproximadamente 5 libros por año (jeje, para mi... varios)
En esta realidad que nos esta tocando vivir, donde figuras nefastas de la historia, fogoneando a politicos mediocres que quieren el poder a cualquier costa, rodolfo walsh es el icono que quiero rescatar...
Les dejo una reseña de su historia, pequeña, armada de distintas websites.

Rodolfo J. Walsh nació en 1927 en la localidad de Choele-Choel, provincia de Río Negro. Fue escritor, periodista, traductor y asesor de colecciones. Su obra recorre especialmente el género policial, periodístico y testimonial, con celebradas obras como Operación Masacre y Quién mató a Rosendo. Walsh es para muchos el paradigmático producto de una tensión resuelta: la establecida entre el intelectual y la política, la ficción y el compromiso revolucionario. El 25 de marzo de 1977 un pelotón especializado emboscó a Rodolfo Walsh en calles de Buenos Aires con el objetivo de aprehenderlo vivo. Walsh, militante revolucionario, se resistió, hirió y fue herido a su vez de muerte. Su cuerpo nunca apareció. El día anterior había escrito lo que sería su última palabra pública: la Carta Abierta a la Junta Militar.

http://www.diariomardeajo.com.ar/rodolfowalsh.htm (en esta web esta bastante de su historis escrita por Pigna)

miércoles, 16 de enero de 2008

Ubuntu Capturas



Ubuntu linux - Les dejo un par de capturas del escritorio gnome, mi preferido...

sábado, 12 de enero de 2008

Villa Elena - uno de los demos que se pueden bajar

El disco demo de villa elena, fue grabado ahi, en villa elena, san luis, por el error que en ese entonces eramos,,,, mariano villegas, walter hugo duarte, pablo alturria y claudio lagarto barbero y yyy porsupuesto nuestro manager claudio ortiz....
Lo grabamos en el estudio movil de un tal casarino y con escasisimos recursos, veniamos tocando hacia algunos años y con buena aceptacion del publico, y la banda seguia tocando,,, jajaja...
Abrazo a mis amigos del error, los quiero como siempre.....